Las cumbres no son tan altas!

Una casualidad nos hizo encontrar que en la Pampa de Achala, muy cerca del punto que tiene vista directa hacia Nono y hacia el lago de Los Molinos, hay una escuela de montaña: la Ceferino Namuncurá. Nuestros amigos de NonoLibre se dedicaron entonces a gestionar la posibilidad de poner allí arriba una pequeña torre, con sus equipos de comunicación y sistema de energía solar, para lograr el salto que uniera los valles.

En el día de ayer, con una jornada que comenzó a las 7AM y terminó a la 1AM del día siguiente, dimos el primer paso concreto para materializar este sueño. Dejamos instalada la torre y sistema de energía y los equipos colocados. Sólo resta completar la orientación del otro extremo del enlace y decidir dónde bajaremos la señal en NonoLibre.

De la partida, fuimos cinco del lado de AlterMundi y nueve de NonoLibre. Los recursos que se consiguieron movilizar colectivamente fueron impresionantes: la herrería, tramo de torre, soportes, gabinetes, routers, antenas, herramientas, vehículos, generador y hasta la comida provista por la escuela!, todo organizado, aportado y gestionado por un conjunto de personas sin ninguna motivación de lucro.

Nos felicitamos a todos los participantes de esta aventura. En breve concretaremos los pasos restantes para dejar este canal de comunicación funcionando con todo su potencial.

Jornadas como la de ayer son las que dan un sentido profundo al concepto de la “libertad construida desde la colaboración entre pares”.

Este artículo se acompaña de un foto-relato.